Las 6 mejores técnicas de estudio para oposiciones

Las mejores técnicas de estudio para oposiciones

Si estás opositando o pensando en hacerlo, ¡has llegado a la lectura adecuada! En ella conocerás las 6 mejores técnicas de estudio para oposiciones.

Verás que cada una persigue objetivos diferentes, por lo que debes conocerlas para sacarles todo el partido en función de lo que necesites.

Otro aspecto crucial, es probarlas antes de decidir si te convienen o no. Es muy probable que alguna de estas técnicas te sea muy ajena, por lo que, sin un mínimo de experimentación, no vas a poder asegurarte de en qué medida te aporta.

Así que, ya sabes, nosotros ponemos el listado, pero tú tienes que practicarlas.

Importancia de las técnicas de estudio para estudiar oposiciones

Incorporar las técnicas que se adecúen a tus objetivos va a facilitar que los consigas. Es decir, te recomendamos dedicar el tiempo y disciplina que suelen necesitar, ya que es una inversión.

Usarlas te facilita el estudio y superar los exámenes de tu oposición, son importantes, ¿no te parece?

Mejores técnicas de estudio para oposiciones

La selección que te proponemos a continuación es nuestra recopilación de “mejores técnicas” en el sentido de
sus resultados por separado, y en que permiten combinarlas porque se complementan.

Sin más, te invitamos a conocerlas. En todas ellas vas a ver que respondemos a tres preguntas: qué objetivo
tiene, cómo lo consigue y por dónde empezar.

Técnica Pomodoro

  • Qué objetivo tiene: mejorar el rendimiento del estudio.
  • Cómo lo consigue: potencia la concentración a través de la alternancia de momentos de estudio y otros de
    descanso. El control del tiempo y mantener la alternancia son la clave.
  • Por dónde empezar: Te invitamos a consultar el siguiente artículo en el que verás diferentes herramientas que
    te permiten probar esta técnica. Cualquiera de ellas es adecuado.

Método Leitner

  • Qué objetivo tiene: favorecer la memorización.
  • Cómo lo consigue: pautando la revisión de flashcards o tarjetas didácticas.
  • Por dónde empezar: prueba a preparar tarjetas en el formato que te sea más cómodo y preparar las necesarias
    sobre un tema o unidad que estés estudiando ahora. Fija las pautas de repaso que se citan en este post, y ¡no
    te saltes ninguno!

Método Cornell

  • Qué objetivo tiene: facilitar la síntesis de una explicación, ya sea de la clase o de la grabación de esta. Es una
    técnica para que tus apuntes sean completos y sintéticos.
  • Cómo lo consigue: a través de un folio dividido en cuatro y que debe recoger toda la información de cada tema.
  • Por dónde empezar: divide un folio en cuatro áreas diferentes: ideas clave, notas de clase y el resumen del
    tema que se trate. El cuarto espacio estaría arriba, en el encabezado, y servirá para anotar la materia y tema,
    así como la fecha y numeración de esa hoja. Verás a continuación una imagen con la estructura base de este
    método.

Palacio de la memoria

  • Qué objetivo tiene: facilitar la memorización de textos extensos y/o complejos.
  • Cómo lo consigue: apoyándose en las emociones a través de historias sorprendentes e incluso absurdas.
  • Por dónde empezar: para conocerla con detalle e incluso vivir una primera experiencia, compartimos esta
    grabación del Taller online sobre técnicas de aprendizaje creativo para una memorización extraordinaria. La
    combinación de la creatividad y el humor pueden hacer de esta técnica un disfrute.

Técnica Feynman

  • Qué objetivo tiene: favorecer la comprensión y asimilación.
  • Cómo lo consigue: a través de cuatro fases que permiten reelaborar el contenido de forma personal y con un
    lenguaje sencillo:
    1. Escribir el título de forma concreta y sencilla.
    2. Redactar el tema completo con un lenguaje sencillo, y explicándoselo a alguien.
    3. Completar el tema con datos técnicos, imágenes o cualquier elemento que mejore el
      contenido.
    4. Reescribir el contenido como si fueras a explicárselo a un niño.
  • Por dónde empezar: recomendamos empezar con temas relativamente breves en los que se pueda practicar la
    búsqueda de sencillez de las fases 1 y 2, para luego esforzarse en completar con detalles esenciales, según la
    fase 3.

Reglas Mnemotécnicas

  • Qué objetivo tienen: facilitar la memorización, en general, y muy especialmente de números, fechas, nombres
    propios, etc
  • Cómo lo consiguen: utilizando elementos asociativos que favorecen la evocación.
  • Por dónde empezar: compartimos el siguiente tutorial sobre este tipo de reglas y en el que se puede ver la
    aplicación del ejemplo de nemotecnia para memorizar los derechos fundamentales del empleado público.

Método de estudio de ADAMS: PLaSMaRÁ

Hemos dejado para el final recomendarte nuestro método de estudio. Las diferentes técnicas señaladas, como
has ido leyendo, tienen el foco en ayudar a cuestiones concretas. Son técnicas de estudio para estudiar
oposiciones que dan muy buen resultado.

Ahora te recomendamos nuestro método PLaSMaRÁ porque te va a permitir:

  1. En primer lugar, tener la visión global de las seis fases de estudio que existen.
  2. En segundo lugar, verás la asociación de las técnicas con cada fase. Eso permitirá elegir y optimizar cuándo y cómo pones en práctica cada técnica.

Compartimos ahora este artículo que incluye una infografía con toda la información que hemos comentado.
Información interna

Confiamos que las 6 mejores técnicas de estudio para oposiciones, combinadas con el método, te ayuden a
mejorar los resultados de tu esfuerzo y dedicación a aprender, y ¡superar exámenes!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *