Trucos para superar una oposición

Nada de magia. Para superar una oposición tenemos que contar con cualidades que, por obvias que puedan parecernos, no son tan fáciles de reunir y son, en cambio, las que realmente terminan por hacer la diferencia.

Estos “trucos” surgen de la experiencia por la que han pasado miles de opositores, pero también de sus formadores, que con frecuencia distinguen fácilmente a quienes pueden realmente obtener la plaza.

En este artículo de El Español: “Los diez trucos para ganar una plaza de funcionario entre miles de opositores, que enseñan las academias”, se da buena cuenta de ello.

“Los genios anárquicos no triunfan”, como tampoco los que creen que están en los cien metros lisos. “Esto es una carrera de fondo”, afirman en el artículo, en el que nos aportan un decálogo de consejos a seguir.

Por nuestra parte los hemos resumido en 6 cualidades, que, en conjunto, los convierten en un verdadero hechizo para el éxito.

 

 

CONVICCIÓN. “La firme voluntad de triunfar” es, para Victoriano Gallego, formador de opositores, la más importante de las cualidades de un opositor. Es decir, una convicción a prueba de fracasos, pues en un proceso como este, es muy frecuente que los haya.

No en vano hablamos de una carrera de fondo, por lo que la preparación psicológica es clave.

 

MOTIVACIÓN. Por supuesto que el optimismo ayuda mucho más a un opositor que el pesimismo. Pero nos cuentan que tampoco son buenos los alumnos “hipermotivados”, precisamente porque pueden “desinflarse” más fácilmente.

Lo óptimo sería motivarse sin abandonar los pies del suelo. Una actitud realista y donde no dejemos que el ánimo decaiga jamás.

 

EXPERIENCIA. No se consigue fácilmente, y es un valor importantísimo en un proceso en el que conocer al dedillo cada uno de los pormenores, saber cuáles son o han sido las preguntas más frecuentes, etc. es fundamental.

Es por eso que desde Adams te recomendamos siempre nuestras Academias, aunque lo verdaderamente importante es que cuentes con la experiencia tanto de los profesionales más cualificados, como del bagaje de quienes ya han obtenido la plaza.

 

PLANIFICACIÓN. Ya lo hemos dicho, hablamos de una “carrera de fondo”, y nadie puede ganarla sin una buena estrategia. Planificar, tanto a medio como a corto plazo, es fundamental para tener éxito y lograr la tan ansiada plaza.

Una agenda adecuada y realista, que podamos seguir en función a las horas con las que contamos, y una división adecuada del temario serán nuestros mejores aliados.

 

CONSTANCIA. Unida a la convicción forman el tándem invencible. La verdadera fuerza de voluntad nace de la constancia, de la capacidad para no decaer a pesar de los obstáculos. Y con esto no queremos decir que no haya días en los que “tires la toalla” y no puedas con lo que habías planeado. Esos días siempre los habrá.

Lo que hace la diferencia es que, a pesar de vivir esos días, seas capaz de continuar.

 

PREPARACIÓN. En Adams nunca nos desean “suerte”, porque para el que va bien preparado no es necesaria. El día del examen aseguran que no debemos ir a “defender” nuestro conocimiento, sino a demostrar que tenemos una estrategia bien diseñada y los conocimientos suficientes para no fallar.

Además, el nerviosismo siempre será un incómodo compañero con el que bregar, pero para eso está la preparación. Si llegamos hasta la meta bien preparados, seremos muy capaces de superarla.

 

Por tanto, ya sabes, si a la receta se le ponen los ingredientes adecuados, siempre sale bien.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *