El empleo público de carácter temporal se redujo un 13% entre 2007 y 2016

El personal al servicio de las Administraciones Públicas con contrato temporal se redujo un 13,2% entre 2007 y 2016, con un descenso de 99.000 temporales, mientras que el número de empleados públicos con contrato indefinido se incrementó un 6,3%, con 130.000 fijos más, según el último informe publicado por el Banco de España sobre La evolución del empleo en las Administraciones Públicas en la última década.

Según el Banco de España, la mayor parte del crecimiento neto del empleo público registrado entre 2007 y 2011 se concentró en los indefinidos, que aumentaron cerca de un 15% en este periodo, frente a un incremento mucho más moderado de los temporales (+3%). En la fase de ajuste posterior, entre 2011 y 2013, el número de temporales retrocedió un 28%, mientras que el de indefinidos se contrajo por debajo del 6%.

Ganan peso las Comunidades Autónomas

El mismo informe señala que el 60% del empleo público existente en 2016 correspondió a las Comunidades Autónomas, con 1,7 millones de empleados, mientras que el 21% se localizaba en las corporaciones locales (600.000 ocupados) y el 19% restante en la Administración Central (540.000 empleos).

Educación, Sanidad y Administración Pública, Seguridad Social y otros

Cerca del 49% del empleo público existente en 2016 pertenecía a la categoría ‘Administración Pública, Seguridad Social y otros’, mientras que el 51% restante se repartía entre educación (27%) y sanidad y servicios sociales (24%).

El empleo en sanidad y servicios sociales alcanzó su máximo en 2011, con un crecimiento superior al 15% respecto al nivel de 2007, en tanto que los empleados en educación y resto de ramas se incrementaron en menos medida, un 6% y un 12%, respectivamente.